Palestina tiene nombre de mujer

Santiago González Vallejo

Economista. Ligado a diferentes asociaciones y plataformas. Cofundador del Comité de Solidaridad con la Causa Árabe. Ha trabajado en USO en acción sindical y en la Secretaría de Acción Internacional y Desarrollo Sostenible. Cree que un problema democrático es la falta de redistribución económica.

26 diciembre 2020

El libro lo empecé con una cierta aprehensión por el carácter de ser autoeditado. ¿No había merecido que una editorial lo quisiera publicar?. Pero una vez iniciada su lectura y saboreando las imágenes bellas de Iris Serrano no puedo más que recomendarlo.

Es bello. Hay poemas realmente logrados.

La simbiosis de texto e imágenes está lograda, es un canto a la vida, a la resistencia, al unir la vitalidad de querer vivir, de buscar una vida digna, el no dejarse atropellar y mantener la dignidad, que se lee y ve de un tirón. 

Lo hice de un golpe. Después, relamiendo las imágenes, metiéndome en el texto,

«Cuando la vida parece tejida de tormenta

y las bombas no dejan ver la arena,

recordad que las mujeres de Gaza

son mañana, ola y hoguera,

piedra y cometa» de Narguile.

O como el breve, El exilio

«La distancia es un tiempo

que se estira más allá de la piel».

La tristeza que puede acompañar algún texto demuda en rebeldía. 

Un buen libro de Iris Serrano y del pallaso rebelde que es Iván Prado 

También te puede interesar…

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *